la GUERRA del ARTE

LA ORIENTACIÓN TERRITORIAL

Hay un coyote de tres patas que vive en la colina sobre mi casa. Todos los botes de basura de la zona le pertenecen. Es su territorio. De vez en cuando algún intruso de cuatro patas trata de tomar su territorio. Nadie ha podido hacerlo. En su territorio, aún un animal sin una pata es invencible.

Nosotros los humanos también tenemos territorios . Los nuestros son psicológicos. El territorio de Stevie Wonder es el piano. El de Arnold Schwarzenegger es el gimnasio. Cuando Bill Gates llega al estacionamiento de Microsoft, él está en su territorio. Cuando yo me siento a escribir, estoy en el mío.

¿Cuáles son las cualidades de un territorio?

1) Un territorio provee sustento. Los corredores saben lo que un territorio es. Lo mismo que los alpinistas, los conductoress y los yogis. Los Artistas y los empresarios saben lo que un territorio es. El nadador que se está secando con su toalla después de hacer sus vueltas se siente mucho mejor que la persona cansada y odiosa que entró a la alberca treinta minutos atrás.

2) Un territorio nos mantiene, aún sin aporte externo. Un territorio es un circuito cerrado. Nuestro rol consiste en poner esfuerzo y trabajo; el territorio absorbe esto y nos da nuestra recompensa a manera de bienestar.

Cuando los expertos nos dicen que el ejercicio (o cualquier otra actividad que requiere esfuerzo) ayudan a combatir la depresión, a esto es a lo que se refieren.

3) Un territorio solo puede ser reclamado por uno mismo. Puedes buscar un socio, puedes trabajar con un amigo, pero solo necesitas de ti mismo para absorber todos los jugos de tu territorio.

4) Un territorio solo puede ser reclamado a base de trabajo. Cuando Arnold Schwarzenegger llega al gimnasio, él está en su territorio. Pero lo que convierte ese gimnasio en suyo son las horas y años de sudor que él ha puesto en él para reclamarlo. Un territorio no cede, concede.

5) Un territorio regresa exactamente lo mismo que pongas en él. Los territorios son justos. Cada onza de energía que pongas en él invariablemente va a tu cuenta. Un territorio nunca se devalúa. Un territorio nunca cae en crisis. Lo que sea que hayas puesto en él, lo recibes de vuelta, peso por peso.

¿Cuál es tu territorio?