la GUERRA del ARTE

LA RESISTENCIA Y LA VICTIMIZACIÓN

Doctores estiman que setenta a ochenta por ciento de su negocio es relacionado con otros factores fuera de salud. La gente no está enferma, están exagerando. A veces la parte más difícil de tu trabajo como doctor es no reírte de tus pacientes. Como alguna vez dijo Jerry Seinfeld acerca de sus 20 años de soltería: “fue mucho tiempo de fingir estar fascinado”.

La adquisición de una enfermedad le da significado a tu existencia. Una enfermedad, una cruz que cargar... algunas personas van de enfermedad a enfermedad; curan una, otra aparece para tomar su lugar. La enfermedad se convierte una obra de arte en sí misma, una sombra de la verdadera obra de arte que la víctima está evitando crear dedicando tanto tiempo cultivando esta condición.

Una víctima es una forma de agresividad pasiva. Busca generar gratificación, no por trabajo honesto o por una contribución proveniente de nuestra experiencia, observación o amor, sino de la manipulación de otros a través de amenazas silenciosas (o no tan silenciosas). La víctima mueve a otros a venir a su rescate o a comportarse de la manera en que ella desea al tenerlos como rehenes de su enfermedad/condición mental, o simplemente con la amenaza de hacer su vida miserable sino hacen lo que ella quiere.

Convertirte a tu mismo en una víctima es exactamente lo opuesto de responder a tu llamado. No lo hagas. Si lo estás haciendo, detente.